Los implantes dentales son actualmente la mejor opción para sustituir uno o más dientes. La seguridad y duración a largo plazo los han convertido en una solución fantástica para restaurar la dentadura. Sin embargo, para garantizar el éxito del tratamiento es importante acudir a un profesional calificado. Si todavía no sabes de qué se trata un implante dental lo puedes consultar aquí

 

Una mala colocación del implante dental o la utilización de uno de mala calidad pueden traer graves consecuencia. Infecciones, pérdida de hueso, daños en otros dientes, fracturas o pérdida del implante son algunas de las cosas que pueden sucedernos si no tomamos algunas precauciones.

 

Consecuencias de un implante mal colocado

 

  • Daños en los nervios o vasos sanguíneos: esto puede provocar entumecimiento de los labios, las encías y los dientes. Es una sensación parecida al efecto causado por la anestesia, también puede provocar dolor.

 

  • Daños en las cavidades nasales: sucede cuando el implante es colocado en la parte superior de la encía. Una mala colocación puede producir daños nasales.

 

  • Fractura del implante o de los dientes aledaños: una mala inserción puede provocar rupturas en el implante dental o en las raíces de los dientes naturales que se encuentran a los lados.

Una mala colocación del implante puede provocar su fractura.

  • Problemas estéticos: cuando el implante es colocado de forma incorrecta puede quedar en un mal ángulo afectando la simetría de los dientes.

Una mala colocación del implante puede provocar su fractura.

Una mala colocación del implante puede provocar su fractura.

  • Pérdida del implante por falta de osteointegración: la osteointegración es el proceso de fusión del implante con el hueso. Una falla en las técnicas de inserción puede impedir que ocurra ese proceso. El implante pude aflojarse constantemente o perderse por completo por daños en el hueso o los tejidos.

 

En algunos casos es posible solucionar la falta de simetría o la mala angulación con la ayuda de pernos o carillas de porcelana. En algunos casos, la única solución es retirar por completo el implante y realizar de nuevo la operación.

 

Consecuencias de los implantes de mala calidad

 

Cuando tomamos la decisión de colocarnos un implante dental debemos estar conscientes que se trata de una inversión. Los precios de los implantes no son económicos, pero ten presente que no perderás tu dinero.

 

Los materiales de los implantes dentales son de alta calidad y las técnicas para insertarlos en la boca son bastantes especializadas. Por eso es importante acudir con un cirujano certificado y calificado. Además, debes comprobar que tu odontólogo utilice únicamente los mejores materiales y siga los procedimientos de higiene y salud adecuados.

 

 Riesgos

 

Los implantes dentales de mala calidad tienen un riesgo elevado de no fusionarse al hueso. En muy frecuente la pérdida completa del implante por fractura de la corona o de algunos de los elementos de unión.

implante dental straumann

Los implantes dentales están hechos en metales puros de baja toxicidad

 

Las probabilidades de contraer una infección aumentan considerablemente. Una infección causa dolor, hinchazón y un implante de baja calidad puede ocasionar múltiples infecciones en nuestra boca.

 

Calidad frente a economía 

 

Los implantes de procedencia dudosa se ofrecen a precios más bajos que el estándar y pueden provocar daños en el hueso maxilar y en otros dientes.

 

Los implantes no son económicos por la alta calidad de los materiales con los que están elaborados

Los implantes no son económicos por la alta calidad de los materiales con los que están elaborados

 

La única solución para estos casos es reemplazar el implante por uno nuevo. Así que ten presente que lo barato puede salir muy caro. Para evitar posibles problemas acude a un especialista, realiza todos los estudios y exámenes pertinentes para determinar el mejor tratamiento a seguir.

 

Sabías que tenemos la mejor tecnología en implantes, haz clic aquí para conocer nuestros servicios