¿Cómo aliviar un dolor de muelas? Acciones y remedios

El dolor de muelas es, desafortunadamente, una condición muy común y desagradable. Por lo general comienza como una molestia hasta convertirse en un dolor intenso y constante que afecta toda la boca, y hasta nuestra cabeza. La presencia de un dolor de diente es indicativo de mala salud dental. Ya sea por una caries o una infección que se ha agudizado por falta de atención odontológica oportuna. Cuando se presenta debemos acudir inmediatamente al odontólogo. Sin embargo, es posible que se desarrolle en un momento en el que no podemos acudir a una revisión con el especialista o nos encontramos a mitad de un fin de semana. ¿Qué hacer?

En este artículo te dejamos algunos consejos que podés aplicar en el caso de presentar un fuerte dolor de muelas y no contar con la posibilidad de visitar al odontólogo. No obstante, recordá que las soluciones que verás a continuación son solo paliativas que te ayudarán a eliminar el dolor momentáneamente.

Acciones y remedios para aliviar el dolor de muelas

Limpieza del área

Una de las causas del dolor de muelas puede ser la gingivitis, es decir, un exceso de placa bacteriana en los dientes. Así que limpiar bien la pieza dental adolorida es importante. Utilizá hilo dental para remover las bacterias alrededor del diente y debajo de la encía. Cepillá con pasta dental y luego gárgaras con un enjuague bucal. Si la causa del punzante dolor es una carie, aplicar un algodón mojado con agua oxigenada ayudará a limpiar el área afectada, disminuir la infección y, por ende, el dolor. Otros antisépticos naturales que podés utilizar son las gárgaras con sal. Asimismo, el ajo machacado directamente sobre el diente y la encía para desinfectar y bajar la inflamación.

Analgésicos

También podés recurrir a los analgésicos de venta sin prescripción médica como el ibuprofeno. Sin embargo, cuidado de no exceder la dosis de 400 miligramos cada 12 horas. Otra alternativa es un spray con lidocaína para uso tópico sobre el diente o ceras especiales para aliviar el dolor de muelas.

Si preferís algo natural, masticar perejil sirve para bajar la inflamación y el dolor. Igualmente, calentar una bolsita de té negro y colocarlo sobre la muela o hacer gárgaras con algún tipo de licor como el ron. El clavo de olor es otra opción, pues por su contenido de eugenol actúa como sedante. Se puede frotar en el diente, hervirlos y utilizar el agua para hacer gárgaras o agregar unos 5 o 6 clavos a un enjuague dental corriente.

¿Necesitás evaluar tu estado de salud bucal? Revisa nuestros canales de contacto en nuestra página web 

 

2018-05-18T12:49:57+00:00 mayo 18th, 2018|Otros|