Mentiras para blanquear los dientes ¡cuidado con los remedios caseros!

Todos queremos una sonrisa blanca como de película y que mejor que lograrla con unos simples remedios hechos en casa. Pero ten mucho cuidado con estas preparaciones, pues muchas de ellas resultan mentiras para blanquear los dientes. Para tener una dentadura blanca y saludable es primordial mantener una buena limpieza. Es decir, usar el hilo dental, enjuague bucal e ir al odontólogo con frecuencia para hacernos una limpieza profesional y profunda. Asimismo, es recomendable evitar algunos hábitos y alimentos que manchan los dientes.

Estamos conscientes que con el paso del tiempo es normal que los dientes pierdan su blancura. Cuando esto sucede la mejor forma de recuperar el color natural del esmalte es acudir con un profesional para garantizar la salud de cada uno de nuestros dientes.

Para evitar que termines cayendo en las mentiras para blanquear los dientes, hemos recopilado algunos remedios caseros que podrán en riesgo la dureza y fuerza de tu dentadura.

Mentiras para blanquear los dientes

El bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio es un polvo abrasivo que tiene poderes de limpieza. Muy bueno para conseguir eliminar algunas manchas en nuestra cocina. Sin embargo, no lo recomendamos para nada en cuanto a la limpieza dental se refiere. Cepillarse los dientes con bicarbonato puede desgastar en gran medida el esmalte dental debilitando esa capa protectora de nuestros dientes. Cuando esto sucede nos exponemos a las caries, las enfermedades de las encías y la sensibilidad dental.

El agua oxigenada o el peróxido de hidrógenos

Al igual que la bicarbonato de sodio, el agua oxigenada no es recomendable para la limpieza de nuestros dientes. Debido a sus propiedades, esta sustancia produce desintegración de los tejidos y aumenta los radicales libres. Esto significa que produce desgaste y envejecimiento de los tejidos de la mucosa bucal.

Cítricos como el limón y las fresas

Seguramente has escuchado que frotar un trozo de frutas cítricas en tus dientes puede ayudarte a darles un color blanco. No obstante, esta acción debilita el esmalte y elimina la protección natural de tus dientes. Terminarás con dientes más blancos, pero débiles y con grandes posibilidades de desarrollar caries.

Carbón activo

El cepillado con esta sustancia hace el efecto de una lija sobre tus dientes. Así estarás buscando unos dientes débiles y expuestos a fracturas. Esto sin mencionar la sensibilidad y el daño de la estética de puedes provocarte.

Remedios con efectos no probados

El aceite de coco y oliva, asi como el té verde y el té de árbol tienen propiedades antibacterianas. Pero no se ha logrado comprobar el efecto beneficioso en los dientes y tampoco se recomiendan como prácticas para sustituir el cepillado con pastas dentales aprobadas por odontólogos.

Cuídate de estas mentiras para blanquear los dientes y acude con un profesional si deseas recuperar el blanco de tus dientes.

 

2017-11-17T13:41:10+00:00 noviembre 17th, 2017|Otros|